La palabra carpaccio se refiere al corte delgado (y medio elegante, según yo) de algún alimento. Los platillos más comunes para servirse de esa manera son los pescados, mariscos y carnes pero gracias a Buda también existen las versiones de verduras.

He comido carpaccio de betabel en restaurantes muchas veces y me parecía fácil de hacer pero, la verdad, nunca había intentado hacerlo en mi casa hasta hoy. Resulta que tal y como lo imaginaba es muy fácil y muy rico. ¿El único requisito? que te guste el betabel.

Ingredientes:

2 piezas de betabel pelados

lechugas mixtas

2 cucharadas de queso de cabra

1/4 taza de aceite de oliva

2 cucharadas de vinagre balsámico o reducción de vinagre

Pon a hervir las piezas de betabel con 1 taza de agua, tapa muy bien por aproximadamente 40 minutos. Retira del fuego, deja enfriar y corta en láminas muy finas. Acomódalos en el plato, agrega los demás ingredientes y listo.

Disfrútalo como acompañamiento de algún alimento que tenga sabor suave como mariscos o pasta.

Buen provecho.

Besos

K

ARTÍCULO
Kalinda Kano

FOTOGRAFÍA
Kalinda Kano

Por |2018-11-25T17:59:58-05:00noviembre 25th, 2018|Recetas|Sin comentarios

Deje su comentario